sábado, 9 de febrero de 2013

Lagunillas histórica: la rebelión sindical



Omar Bracho
Cronista de Lagunillas

En 1925, 11 años después del explosivo hallazgo del Zumaque 1 en el cerro La Estrella, de Mene Grande, el rudo fogonero margariteño Augusto Malavé, irritado por el trato inhumano que practicaban los jefes extranjeros de las petroleras con los jornaleros criollos, alboroto el adormecido espíritu de rebeldía de sus compañeros de obra y levantó en furioso alzamiento, la postrada pasión por la justicia y la razón.
Emergió con rabiosa fuerza, la guerra sindical petrolera en el Zulia, cuya historia está repleta con capítulos de agudo sufrimiento proletario, de persecuciones y angustias, pero así mismo, de gloriosas jornadas heroicas y de acontecimientos clasistas que se han protagonizado con una sucesión incontenible.
Todo el colosal espíritu de solidaridad proletaria, soltado por el oriental Malavé en Mene Grande, se extendió a los recién abiertos campamentos de trabajo montados por las empresas petroleras que fueron beneficiadas en el proceso de concesiones y lo que dio origen al floreciente nacimiento del sindicalismo en el Zulia.
En Lagunillas, con la influencia de Valmore Rodríguez, Hermes Coello, Braulio Boez, A. Viera y otros obreros políticos de la época, se creó el 4 de marzo de 1936 el Sindicato de Obreros y Empleados Petroleros, con los trabajadores de la Venezuelan Oíl Concesiones, de la Gulf Petroleum Company y de la Lago Petroleum Company.
La fusión de estos tres grupos de obreros se registró en una vivienda del sector residencial Campo Blanco, de la VOC, y se designó una primera Junta Directiva que integraron José F. Colina Nava en la Presidencia, Marco F. Rincón en la vicepresidencia, Pedro Solano en la Tesorería, Amador González como Sub-Tesorero y los vocales Blas Vides, Rafael Boada y Francisco Domínguez, Valmore Rodríguez transitaba, en la clandestinidad, los centros residenciales de las compañías petroleras: Campo Alegría, Campo Rojo, Tasajeras, Rancho Grande etc, abriendo espacio a la organización sindical como medio de combate a la insolencia y el abuso esclavizante de los Caporales y Jefes petroleros.
En Campo Rojo, se formó la Sociedad Obrera, rechazada por el Gobierno que presidía el General Eleazar López Contreras, empeñado en acreditarle una tendencia comunistoide a esa agrupación.
Se ordenó el arresto de miembros del aparato sindicalista, entre ellos, Vicente Gamboa Marcano, quien se enfrenta personalmente al sucesor de Juan Vicente Gómez, Gral. Eleazar López Contreras, en la oportunidad en que el Presidente vino personalmente a Lagunillas, para intentar suavizar la fogosa escalada sindicalista.
La primera huelga, en Lagunillas, ocurrió en junio de 1936 como respaldo de los trabajadores petroleros de esta región en la huelga general que libro todo el País para protestar la Ley de Orden Publico, la cuestionada "Ley Lara", que se discutía en el Congreso Nacional, como una medida para reprimir los derechos que estaba asumiendo el pueblo a la salida de la dictadura Gomecista.
Los obreros petroleros paralizaron las diferentes operaciones de la Industria, además, fueron cerrados los negocios de varios comerciales y se registraron marchas cívicas y actos públicos que irritaron al gobierno.
La situación provocó inmediata reacción en Caracas, desde donde enviaron hacia esta zona al Batallón Bárbula, al mando del General Perfecto Crespo, embarcados en la nave de Guerra "José Félix Rivas" y en un buque del Gran Ferrocarril del Táchira la Goleta "24 de Junio".
A su llegada a Lagunillas, los soldados fueron alojados en el edificio "El Dorado" y el General Crespo, por supuesto, ocupó la vivienda de los "Gringos" de la Venezuelan Oíl Concesión.
La lluvia se precipitaba a ratos, con mucha fuerza, sobre la tierra aceitosa del poblado y las mujeres, en respaldo al conflicto tomaron las dos calles del caserío, blandiendo banderas nacionales y alzando, sobre sus cabezas, efigies del "Libertador".
Cuando el general Crespo, se percató que su abastecimiento mermaba y el hambre comenzaba a preocupar la tropa, salió bajo lluvia y se dirigió al "Cine Bolívar" en busca del líder de la huelga, Vicente Gamboa Marcano, quien le enfrenta con valentía y decisión. Poco después el General Crespo, ordenaba el traslado del batallón Bárbula, desde "El Dorado", al Campo de la VOC.
Tropas del Batallón Valence y se alinearon al día siguiente a todo lo largo de la calle principal de Lagunillas, enfrentando la manifestación y, al toque de clarines, los militares agredieron a los valientes manifestantes a plan de machete y lograron dispersar a los decididos huelguistas después de lesionar a numerosas personas.
En la extraordinaria trayectoria de lucha laboral que aporta, para la historia, el heroico sindicalismo de Lagunillas, se destacan muchos líderes naturales y seguidores fieles del movimiento clasista, como Luis Beltrán Hernández, Vicente Gamboa Marcano, Rafael Boada, Manuel J. Millán, Fernando Taborda, Antonio Granado, Jesús Vásquez, Manuel Taborda, Carlos Ramírez París, Belarmino Teherán, Jesús Rodríguez, José Rafael Montes, Lino Marcano, Mamerto Marcano, Lino Taborda, Víctor Patiño, Eulogio Sánchez, Jesús Guerrero, Paulino Tenias, Ramón Rafael López, Tomás Mejías, Octaviano Bastidas, Asdrúbal Ramírez, Max García, Jesús Faria, Ramón Ferrar, Manuel Cabrera, Armando Viera, Antonio Velásquez, Juvenal Nieves, Alberto Simeón Velásquez, Sixto Martínez, Cesar Quijada, José Antonio Salazar, Herman Puerta, Cipriano Velásquez, Antonio Matías González, Melquíades Guevara, Felipe Gómez, Alquiles Villanueva, Salomón Blanchard, Antonio María González, José Covarrubia, Antonio Aguilar, José Mercedes Salazar, Marceliano Chávez, Luis José Figueroa, Conrado Rodríguez, Luis Felipe Mata, Elías Hurtado, Narciso Rodríguez, Gabriel Briceño, Roberto Gil, Luis Gómez Pineda, Antonio María González, Gonzalo Valbuena, Alí Morales, Esteban Mieses, Pedro Fermín Díaz, José Antonio Bohórquez, Leonidas Velásquez, Ramón Tremont, J.J. Rodríguez, Manuel Santana, Heli Cardozo, Luis Octavio Pinto quien resulto herido de bala durante una acalorada asamblea que se realizaba a fines del 60; Miguel Martínez, Ángel Camejo, Ramón Tocuyo, Armando Moran M, Romer Padrón, José Ch Díaz, Guillermo Zanabria, José Candelario Narváez, Edilberto Rumbos, Rodrigo Bravo, Cirilo Malaver, Ramón Carrasquero, Gil Alirio, Sánchez, Eulogio Velásquez, Ángel Castillo, Dario Salazar, César Martínez, Arnaldo Guerrero, Pastor León, Emiro Gotera, Mortimer Alcázar, Gerásimo Chávez, José Rondón, Pedro Paradas, Ramón Hurtado, etc.
Eugenio Moreno C, Ramón Velásquez, Ignacio Mills, Pedro Cedeño, Ramón Cedeño, Jesús Rangel, Miguel Figueroa, Francisco Cartaya y Francisco Franco, quienes estuvieron comprometidos en el acta de Constitución del Sindicato de Trabajadores Petroleros de Lagunillas.
La respuesta de las petroleras ante el parto del STPL fue inmediata. Hubo continuos movimientos de piezas como en un juego de ajedrez. Se ejerció la penetración y la influencia. Frente al constante asedio J. F. Colina Nava renuncio a la presidencia, batido por el empuje de las circunstancias. Marco F. Rincón le sucedió, pero tampoco pudo sostener sobre su humanidad todo peso de tales responsabilidades.
El sindicalismo se tambalea por los continuos golpes de una reacción que se esperaba. La poderosa estructura clasista parecía desbandarse pero al comenzar el mes de octubre, de ese mismo año se originó una reacción de voluntades obreras que dio lugar a una asamblea de mayor fuerza representativa para producir la elección de una nueva Junta Directiva que salvara, como resulto, el Sindicato de Obreros Petroleros de Lagunillas.
La nueva Directiva fue integrada con Manuel Taborda en la Presidencia, Antonio Granado como vicepresidente; Luis Beltrán Hernández en la Secretaria de Actas; Belarmino Terán, subsecretario de Actas; Fernando Taborda, Secretario de Correspondencia; Rafael Boada M, Tesorero; Manuel J. Millán, Sub-Tesorero; Jesús Vásquez, Manuel Lugo, Lino Marcano Jesús Rodríguez y Asdrúbal Ramírez como vocales.
El acta de esta asamblea fue registrada por ante el Juzgado de Lagunillas, por una Comisión de notables del Sindicato, el día 28 de noviembre de 1936.

9 comentarios:

  1. Realmente, tu reportaje es de gran valor y realza los heroes del Sindicalismo venezolano especialmente en la Costa Oriental del Lago.

    Estos eran personas comprometidas con los trabajadores y con sus Justas reinvidicaciones. Los dirigentes de hoy no se pueden comparer con la talla de estos luchadores de la clase obrera de esa epoca. No se doblegaban ante el patrono cuando se tenia la justa razon.

    Tuve la oportunidad desde muy joven de conocer a estos personajes que mencionas, cuando se reunion sin distingo politico, solamente en su mente estaban los trab ajadores y sus con quistas. Los escuchaba hablar y eran auntenticos lideres naturales, que no se vendian a ningun postor. Me refiero a Pedro Fermin Diaz, Eulogio Velasquez, Cesar Martinez, Ilidio Velasquez, Pastor Leon, Miguel Martinez,Angel Camejo, Gerasimo Chavez, Cirilo Malaver, Emiro Gotera , Hector Diaz Sanchez y por supuesto el mas aguerrido luchador del grupo Dario Salazar, en cuya casa se realizaban las reuniones… Eran los grandes heroes del sindicalismo.. Frente al STPL de Lagunillas, Sindicato de los trabajadores Petroleros, Hidrocarburos y sus derivados, SOEP de Cabimas, Sindicato de los Marinos y sus oficiales, estaban personas comprometidas con la clase obrera.

    Es un recordar de un pasado , donde estos heroes del sindicalismo hicieron de la lucha por los trabajadores su razon de vida, de eso me consta y doy Fe , ya que los veia actuar a cada uno en diferentes posiciones desde mi epoca de adolescente.

    Estos heroes siempre tenian un sueno …hacer realidad las conquistas de los trabajadores…Muchos de ellos han muerto , pero sus obras quedaran para siempre como ejemplo de nuestra Lagunillas y por supuesto de tan mal tratada hoy en dia Costa oriental del Lago.

    De un Lagunillero que a pesar de la distancia reconoce los valores de nuestra gente que hicieron historia . Te felicito nuevamente por escribir sobre este tema, tan necesario en nuestro Pais en el presente.



    Ing. Andres Salazar

    Houston, Tx 20-03-10

    ResponderEliminar
  2. hola'¡me pueden decir porfavor la solucion de el muro de contencion de lagunilla necesito la respuesta soy roxana

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola! Roxana, disculpa lo tarde de la respuesta. la solución que le dio el gobierno del lugar donde vivo es desalojar los habitantes que están cerca del muro de contención y hacerle mantenimiento, pero desde hace varios años está última acción se ha olvidado y se ha deteriorado. Poniendo en riesgo la vida del resto de la población.

    ResponderEliminar
  4. hola!!me puedes decir los elementos que se utilizaron en el muro de contecion del municipio lagunilla soy rosana si quieres me das el nombre de la pagina tambien para desarrollar mas la pregunta o a largarla un poquito mas espero tu respuesta?

    ResponderEliminar
  5. Antonio Mata Marcano
    Ignacio Mill, Vicente Gamboa Marcano, Manuel Taborda, Lino Marcano, Alquiles Villanueva, Salomón Blanchard, Antonio María González, Conrado Rodríguez, Luis Pedro Fermín Díaz, José Antonio Bohórquez, Ramón Tremont, J.J. Rodríguez, Heli Cardozo, Miguel Martínez, José Ch Díaz, Guillermo Zanabria, José Candelario Narváez, Francisco Cartaya, entre otros fueron notables sindicalistas petroleros cuyo recocimiento nunca perecerá en la historia sindical venezolana.

    ResponderEliminar
  6. Me siento muy contento de encontrar esta pagina, que cronológicamente narra parte de la historia de una ciudad que nos vio nacer y crecer en sus campo petroleros, soy nativo de campo Rojo y la gran mayoría de los fundadores del sindicato de Obreros de Lagunillas les conocí personalmente, al caso de Rodrigo Bravo fue mi maestro de la escuela Ayacucho, igual César Martines, Cirilo Malaver gran amigo de mi padre, ni se diga de Dario Salazar, porque sus suegros fueron como hermanos de mi padre(Mechula y Papá LOLO), el Sr Cartaya Pero Fermin, Gerasimo (Loco) Chávez y su gran mayoria, actualmente resido en la Isla de Margarita desde que jubilaron a mi papá, tenemos la Fundación Hermandad de Campo Rojo, para realizar los encuentros de campo Rojo en la isla cuando nos toca, me siento orgullosos y le felicito por tan brillante idea de esta pagina suerte y en lo que pueda ayudar cuenten conmigo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mi nombre Angel Rafael Millán Fermín (Rafa) para mis amigos de campo Rojo.

      Eliminar
    2. Mi padre estuvo entre ese grupo de luchadores sindicalistas, ARMANDO MORAN MORAN, quien recuerde su nombre y su trayectoria comparta su respuesta, me crié en Lagunillas Campo Alegría

      Eliminar

¡Bienvenido!
Déjame tu comentario.
¡Por favor! Pon tu nombre y apellido
Los comentarios anónimos o insultantes no son permitidos y serán borrados.
¡Gracias por tu atención!
Espero que el contenido de este blog sea de tu agrado. Siempre regresa a dar un vistazo.